Fantásticas tarde la que hemos organizado con la colaboración de nuestros compañeros de Cruz Roja que trabajan igualmente en el barrio. Una tarde donde hemos organizado juegos intergeneracionales, con la intención de que madres, padres y sus hijos pudieran compartir jugando, sobre todo con juegos tradicionales y ‘de toda la vida’.

Culminando con una merienda intercultural donde todos los participantes de nuestro proyecto de interculturalidad aportaba un plato tradicional de su país de origen.